Blogia
LAKASTAGNER

ESTARÉ CON USTEDES MIENTRAS TENGA CONCIENCIA DE QUE PUEDO SER ÚTIL

ESTARÉ CON USTEDES MIENTRAS TENGA CONCIENCIA DE QUE PUEDO SER ÚTIL

 

Por: Joel Lachataignerais Popa  jlpopa@enet.cu  joecklouis@gmail.com

 

 Si bien es cierto que Fidel se ha referido de modo muy concreto al tema de la paz, de la amenaza de la guerra, de la desaparición de la especie humana y de la extinción de toda vida natural, de modo más reiterado en sus 333 reflexiones, como él declara y que directamente lo hace en las últimas 26, su pasión por luchar por preservar al ser humano y a la naturaleza y la vida en general, viene de mucho antes.

Se puede buscar en muchos de sus discursos, inclusive de los primeros años. En tal sentido el próximo día 26 recordaremos que 50 años habló por primera vez en las Naciones Unidas, y aquel discurso, trazó líneas defensivas de la paz.

Yo ratifico aquella idea que dije en junio pasado: Una tarea que tenemos es buscar todas las reflexiones de Fidel, y buscar ahí sugerencias para apoyarlo en su empeño de luchar por evitar la guerra. En esa búsqueda encontré discursos pronunciados muchísimo antes, en que ya Fidel viene advirtiendo el peligro.

En la conferencia internacional por el equilibrio del mundo, realizada en La Habana en enero de 2003 en junio de ese mismo año, ante la Asamblea Nacional del poder Popular; el 30 de marzo de 2005, en la conferencia mundial Diálogo de Generaciones”, y en su brevísimo discurso de sólo 7 minutos en la Conferencia de Naciones Unidas sobre Medio Ambiente y Desarrollo, hace 18 años, cunado dijo :”Una importante especie biológica está en riesgo de desaparecer por la rápida y progresiva liquidación de sus condiciones naturales de vida: el hombre”.

Su apego a esta batalla se expresa convincentemente el 6 de marzo de 2003, al regreso de su visita a varios países, cuando tuvo la ocasión de visitar Hiroshima. Fidel critica en esa ocasión la masacre norteamericana sobre aquella región y anota la siguiente idea: “Esperamos que la humanidad pueda vencer. Si ante dentro de nuestra propia época los hombres parecían ser dueños de los acontecimientos, hoy los acontecimientos puede ser dueños de los hombres”. Véase el vaticinio.

En aquel discurso Fidel se refiere a las tareas que la vida le ha asignado, destaca que ella lo entrenó para la larga batalla, pero señala que también la vida tiene leyes inexorables y, sentencia lo siguiente: “Les prometo que estaré con ustedes si así lo desean mientras tenga conciencia que pueda ser útil y si antes no lo decide la propia naturaleza ni un minuto menos, ni un segundo más. Ahora comprendo que mi destino no era venir al mundo para descansar al final de la vida”.

He aquí por qué Fidel lucha, se preocupa y convence.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres